Skip to content

El mal tiempo hace estragos en Iowa

junio 14, 2008

CEDAR RAPIDS

Pacientes de un hospital en sillas de ruedas y en camillas fueron evacuados en medio de la noche mientras la mayor inundación que haya visto Cedar Rapids cubrió el viernes más de 400 cuadras y cortó el suministro de agua potable a la ciudad de 120,000 habitantes.

Por otro lado, mientras decenas de heridos en un tornado en un campamento de Boy Scouts de Iowa se recuperaban, las familias y amigos de cuatro adolescentes muertos trataban de hallarle sentido a la desaparición de los jovencitos que habían ido al campamento a aprender cómo ser líderes.

En una vigilia el jueves por la noche en un parque de Omaha, Nebraska (el campamento de Iowa está a 40 millas de Omaha), la gente se enjugaba las lágrimas mientras los líderes de los Scouts pasaban entre la multitud preguntando, “¿Usted tenía a alguien allí?”.

“Es difícil comprender esto”, dijo el líder de la tropa de Scouts, Doug Rothgeb. “Es algo que omo padres y scouts, conocemos los riesgos. Esos cuatro muchachos terminaron en el lugar equivocado en el momento equivocado”.

En Cedar Rapids, unos 10,000 residentes de la ciudad se refugiaron en escuelas y hoteles o fueron a casas de familiares.

Unas 100 millas al oeste, el Río Des Moines amenazaba con rebasar los diques y entrar al centro de Des Moi- nes, lo que llevó a los funcionarios de la mayor ciudad de Iowa a pedir a los residentes de zonas bajas que abandonaran sus casas a más tardar, anoche. Se esperaba que las aguas subieran más tarde.

“Estamos peligrosamente cerca de rebasar los diques”, declaró Bill Stowe, director de obras públicas en la capital de Iowa, con 160,000 habitantes. “Es tiempo de salir del peligro”.

Al menos cuatro muertes en Iowa se han atribuido a las crecientes: un automovilista que murió en un accidente en una carretera inundada, y un agricultor que salió a inspeccionar su propiedad y fue arrastrado por las aguas.

Desde el 6 de junio, han caído al menos ocho pulgadas de agua en Iowa. Eso ocurrió tras una húmeda primavera que dejó el terreno saturado. Ayer nueve ríos estaban a niveles históricos o los habían rebasado. Podría haber más tormentas en la zona de Cedar Rapids el fin de semana, pero se espera que la semana próxima sea soleada y seca.

El río crecido fluía libremente por el centro de Cedar Rapids. Por lo menos 438 cuadras de la ciudad esta- ban bajo agua, y en algunos barrios las aguas llegaron a ocho pies de alto. Cientos de auto estaban sumergidos, y sólo sus antenas sobresalían del agua. Juguetes de plástico flotaban frente a las casas.

Se esperaba que el Río Cedar subiera anoche a casi 32 pies, 12 pies más alto que el récord establecido en 1929.

Las inundaciones dejaron dos pulgadas de agua en la sala de emergencia del Centro Médico Mercy en Cedar Rapids el jueves por la noche, y el agua que caía en los niveles más bajos amenazaba con provocar un fallo en el generador de emergencia.

Un total de 176 pacientes fueron llevados a otros hospitales. El gobernador Chet Culver declaró zona de desastre a 83 condados.

Anuncios

From → Noticias

Dejar un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: