Skip to content

Si yo fuera Chávez…

junio 25, 2008

Julio Andrés Borges

Miércoles, 25 de junio de 2008

Si yo fuera Chávez, no podría dormir de la angustia de pensar que tanta gente está afectada por la inseguridad.Si yo fuera Chávez convocaría a todos los venezolanos: los vecinos, las iglesias, los gremios, las ongs, los medios de comunicación, los empresarios los sindicatos, los estudiantes y al pueblo en general, para que, juntos ejecutemos un plan para vencer la violencia, la impunidad y la inseguridad.

No hay problema, por difícil que sea, que juntos no podamos resolver.

¿Qué podemos hacer todos juntos? Tener más y mejores policías. Venezuela tiene apenas 58.000 policías para 26 millones de venezolanos. Todos los estudios indican que nuestro país debería, tener al menos, el doble.

Es decir 120.000 policías formados en prevención, en derechos humanos, en inteligencia, en buen trato a los ciudadanos. No policías para ser choros y malandros, sino policías bien pagados y bien formados, al servicio del pueblo.

Multiplicar los jueces. Venezuela tiene 4 veces menos jueces que el promedio de los países de América Latina. Menos jueces significan una justicia más lejana, más saturada y más burocrática.

Necesitamos multiplicar en las comunidades a los jueces de paz, la posibilidad de tener más tribunales formales. Se calcula que un juicio en Venezuela dura 10 veces más que lo que establece la ley para llevarlo a cabo.

Multiplicar a los fiscales. Igual que sucede con los jueces, Venezuela también cuenta con un número muy bajo de fiscales. Necesitamos tener más fiscales para que todas las denuncias de crímenes y delincuencia terminen con el castigo que le corresponde.

En nuestro país, de cada 100 delitos que se denuncian, solo se castigan 2. el resto que da en la más absoluta y desoladora impunidad.

Invertir en prevención. Cada bolívar que se gaste en prevenir drogas y alcohol, cada bolívar que se gaste en educación y deportes, significa el ahorro de millones de bolívares en seguridad cárceles o dolor humano. La gran diferencia entre los países desarrollados de los no desarrollados, es su capacidad en prevenir y anticipar lo malo. Ese debemos aprenderlo.

Si yo fuera Chávez, hablaría menos y haría más. Dejaría de pelear con todos y comenzaría a unir al país entero alrededor de soluciones, en lugar de dividirlo frente a sus problemas.

La inseguridad, labrada con justicia, es el comienzo.

julioaborges@gmail.com

Anuncios

From → Noticias

Dejar un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: