Skip to content

EE.UU.: ventas de autos en picada

julio 2, 2008
Redacción BBC Mundo

Un auto Pontiac, de GM, es promocionado por su bajo consumo de gasolina

General Motors sufrió un bajón menor al esperado: 18% en junio.

Los tres fabricantes de automóviles más grandes de Estados Unidos (General Motors, Chrysler y Ford) anunciaron una caída en sus ventas, en lo que suma una nueva evidencia de la retracción económica que sufre el país.

Chrysler dijo que sus ventas de junio estuvieron un 36% por debajo de las registradas en el mismo mes en 2007, mientras que la ventas de Ford declinaron un 28% para el mismo período.

El lunes, Chrysler anunció el cierre de una de sus plantas con más de 2.000 pérdidas de puestos de trabajo.

General Motors (GM), en cambio, sufrió un bajón menor al esperado: 18%, lo que fue celebrado como un triunfo en Wall Street.

Así, las acciones de GM, que habían alcanzado este lunes su punto más bajo en 54 años, se recuperaron el martes en un 2,2% y le ganaron participación en el mercado a su archi rival japonés Toyota, cuyas ventas cayeron un 21%.

Mientras que la baja en las ventas de Ford se debe a la decisión del consumidor estadounidense de no comprar camionetas (SUV) y otros vehículos de alto consumo de gasolina.

“Los compradores de vehículos en Estados Unidos están eligiendo autos más pequeños y que consuman menos combustible, en un esfuerzo por lidiar con los precios récord de la gasolina”, dice el periodista de la BBC, Mark Gregory.

Nuevas condiciones

Las industrias automotrices tratan de acomodarse a las nuevas condiciones del mercado.

Un Chrysler en rebaja debido a las pocas ventas

Chrysler fue la marca más afectada, con una caída del 36%.

General Motors asegura haber hecho progresos en su gama de modelos para ajustarse a las nuevas necesidades del consumidor.

Mientras que Ford compensa sus cifras negativas con un salto en las ventas del Ford Focus, uno de sus modelos más económicos.

Además, los fabricantes de autos de Estados Unidos ya han estado recortado puestos de trabajo para frenar sus pérdidas.

Los analistas pronostican que habrá una crisis mayor aún en los meses venideros, redondeando un año en el que las ventas de autos llegaron a su punto más bajo desde 1993.

La desaceleración económica está penetrando cada área de la vida estadounidense, incluyendo a las omnipresentes cafeterías Starbucks, relata desde Nueva York el corresponsal de la BBC Greg Wood.

La empresa cerrará unos 600 locales en todo el país, dejando cesantes a unos 12.000 empleados que Starbucks espera poder reubicar en otros centros de venta.

“Pero la noticia se sumará a la preocupación sobre el creciente desempleo en Estados Unidos”, indica Wood.

Se prevé que a finales de esta semana se conocerán las cifras que muestran que el número de personas empleadas ha disminuido en los últimos seis meses.

Anuncios

From → Noticias

Dejar un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: